21 mar. 2011

Edo-Tokyo Museum

La ciudad de Tokio es denominada así desde el 1.868 tras un proceso de restauración. Su nombre original era Edo. Para conocer cómo era la ciudad antes y después de este cambio, podemos visitar el Edo-Tokyo Museum. Se trata del museo de la historia de la ciudad. En él se realiza un itinerario cronológico que se divide en 2 partes, la ciudad de Edo y la ciudad de Tokio.

Para llegar al museo la mejor opción es ir a la Estación de Ryogoku que está junto al museo, el código de la estación es el E12. Y para llegar a esta estación, os tengo que contar brevemente la primera complicación del metro de Tokio (o lo que llamamos metro). Si observáis el mapa que usan, es el mapa del subterráneo (no del metro). En ese mapa existen dos tipo de líneas, las “Toei line” y las “Tokyo Metro line”. Por tanto, todas las líneas que se ven con color en el mapa son del subterráneo de Tokio, pero no todas son del metro de Tokio. Para llegar a la estación E12, hay que coger una Toei Line, así que si compráis un ticket de Metro no os servirá. Si esto os parece fácil, os comento existen más compañías (cada una con sus propios tickets), que comparten las mismas estaciones y sus mapas se superponen a éste. Tal vez, el tema del transporte de Tokio sea motivo de una entrada de blog… pero primero necesitaría entenderlo yo.

16 mar. 2011

Punto final a mi experiencia

El pasado viernes 11 de marzo viví un suceso bastante impactante que va a marcar el país de Japón. La situación que he vivido desde ese día hasta ayer, 15 de marzo, ha sido muy especial. Además, las noticias que llegaban a otros países no eran nada buenas, y creaban confusión y malestar en la gente que tenía a alguien en Tokio. Por estos motivos decidí contaros a través de este blog mi vivencia. En todo momento he tratado de transmitir lo que estaba pasando a mi alrededor. Con ello he buscado tranquilizar a la gente que no estaba en Tokio, ya que lo que sucedía difería de lo que les hacía ver la prensa.

Cada día, desde que sucedió la catástrofe, hasta que abandoné el país, os he contado cómo estaba la situación. Al final han sido estas entradas las que han resumido mi vivencia:

15 mar. 2011

Mi marcha de Japón

Hoy ha sido mi último día en Japón, ya no me encuentro en la isla. Anoche a última hora, jefes de mi empresa se ponían en contacto conmigo para darme las directrices de que debía irme del país de manera inminente. Yo les transmití tranquilidad desde Tokio, y les dije que lo veía bien. Creo que es una medida preventiva ante lo que pueda pasar. No solo por el tema de la central de Fukushima, que como he reiterado no está afectando a Tokio, más bien por la posibilidad de que se cree una situación de caos en la ciudad y no pueda salir del país.

Inicialmente tenía planeado volar en unos días a Seúl por motivos de trabajo, así que la idea fue adelantar ese viaje al día siguiente (hoy). Llegado a ese acuerdo, reservé un vuelo de Tokio a Seúl a las 12:20h (hora local), y empecé a hacer las maletas y dejar todo listo antes de ir a dormir.

El despertador esta mañana fue una réplica que nos levantaba a eso de las 5 de la mañana. En realidad, era de una magnitud baja, para lo que estábamos acostumbrados ya, 4.1 en la escala Richter. Lo que pasa que esta vez tenía el epicentro en el mismo Tokio, y eso se nota.

Llamando a la embajada española

Este es un tema del que os quería hablar porque varia gente me ha preguntado y referido a él. He recibido múltiples sugerencias para que contacte con ellos. Yo preferí no hacerlo porque supuse que estarían hasta arriba de trabajo, y realmente yo me encontraba bien. Pero ayer, un amigo español me pasó un enlace del Ministerio de asuntos exteriores y cooperación de España, en el que instaba a todos los españoles que nos encontrábamos en Japón a contactar con nuestra embajada, aquí está. Y yo que soy muy de mi país, hice caso al Ministerio.

Lo primero que hago es llamar al teléfono de emergencias para llamadas efectuadas desde Japón. Salta una locución en japonés que me impide saber qué sucede. Por suerte vivo rodeado de japoneses, así que me busqué rápidamente un intérprete. Al escuchar mi compañero japonés la locución, me preguntó que a quién estaba llamando. Yo le aclaré que a la embajada española, y me dice que el número es de un teléfono móvil, y que la locución indica que la persona en cuestión no lo coge porque se encuentra conduciendo. No concibo en mi cabeza que un teléfono de emergencias de una embajada sea un teléfono móvil, pero se ve que en España sí.

14 mar. 2011

La vuelta al trabajo

Hoy ha empezado la semana en la ciudad de Tokio, donde todo el pueblo trata de volver a la normalidad y sacar el pais de esta situación. Esa normalidad convive con las réplicas del terremoto, que ya han advertido que pueden durar semanas. Esta mañana, pasadas las 10 de la mañana, hemos vuelto a notar una de ellas de magnitud 6.2 en su epicentro. He grabado el final de la réplica desde mi oficina. Como os he comentado en otras ocasiones, no se sienten movimientos bruscos, tan solo un lento balanceo que no se aprecia en una grabación. Es una sensación algo parecida a la de estar en un barco, esta vez en aguas calmadas.




13 mar. 2011

Domingo de calma en Tokio

Hoy ha sido un día tranquilo en Tokio. He podido ver por las distintas redes sociales que muchos españoles, que dicen estar en Tokio, mandan mensajes de tragedia y alarma en la ciudad. No sé cuál es el objetivo de esas personas pero me resulta una insensatez, ya que hay mucha gente afectada fuera de Japón que se lleva ideas equivocadas de lo que pasa aquí. Hoy me he dado una vuelta por la zona donde vivo, y os confirmo que todo está bien en Tokio.

Esta mañana temprano hubo un par de réplicas, tal y como os conté en el último post. Pero desde entonces, no ha vuelto a sentirse ninguna reseñable en Tokio hasta últimas horas de la tarde. Aunque sigue habiendo réplicas, ya son menos que ayer y el viernes tarde.

12 mar. 2011

El día después en Tokio

Como estaréis comprobando en los medios de comunicación, las noticias siguen sin ser buenas. Supongo que conforme se vayan encontrando cuerpos y evaluando daños, las noticias que lleguen serán peores. Yo desde Tokio, solo puedo seguir transmitiéndoos tranquilidad. Y si tenéis a alguien conocido por esta ciudad, no os tenéis que alarmar, las cosas aquí están bien.

A lo largo del sábado las réplicas se han repetido constantemente, creo que no han pasado más de dos horas sin una nueva réplica. Pero eso sí, todas de menor intensidad. Esta mañana me despertó una nueva réplica, a eso de las 8.30h. Y cuando empecé a escribir esta entrada otra nueva réplica. He grabado el momento de la última réplica, y cómo la retransmiten en la TV en directo. En el vídeo no se aprecia ningún movimiento brusco ya que es un balanceo lento, tan solo se puede escuchar las maderas de la puerta y el armario rechinar.

11 mar. 2011

Terremoto del 11 de marzo de 2011 en Japón. Mi experiencia

A estas alturas, creo que ya todos los que me conocen saben que me encuentro en perfecto estado y que no he sufrido ningún daño. Además, me encuentro en condiciones de poder contaros mi experiencia vivida ayer cuando la tierra tembló de manera ostensible.

Nuevamente el día 11 de marzo, que parece ser un día maldito, se vuelve a teñir de drama por los acontecimientos acaecidos. Ayer fue un día trágico, ya que muchas personas perdieron su vida (en el momento de escribir esto la policía confirma más de 1.000 fallecidos), otras siguen desaparecidas en este momento, y los daños materiales han debido de ser muy elevados. Supongo que la cuantificación de todo se sabrá en los días con mayor exactitud. Así que quiero desde aquí transmitir apoyo y condolencias a todas las personas que se hayan podido ver afectadas.

Ahora paso a contaros como ha sido mi experiencia. Para situaros, tenéis que saber que vivo en el barrio de Shijuku (centro financiero de Tokio) en la planta 15 de un apartamento, y que trabajo cerca de mi casa en la planta 27 de un rascacielos de Tokio. El miércoles en la oficina en la que trabajo, se empezaron a mover ligeramente las persianas de varitas metálicas que tenemos en las ventanas. El balanceo se incrementó, y un compañero me aseguró que era un terremoto. Yo sentí incluso un poco de mareo, supongo que por estar mirando el ordenador a la vez que ocurría esto. Por la tarde en mi apartamento, investigué un poco en internet, y descubrí que había habido un terremoto de 7.1 en la escala Richter y con epicentro en el mar, a unos cuantos kilómetros de Tokio. Al ver que no había repercusión en las noticias lo tomé con como una anécdota más.

8 mar. 2011

Asakusa. Entre la religión y el turismo

Para empezar a descubrir esta ciudad, mi primer destino ha sido Asakusa, probablemente uno de los barrios más típicos que puedas encontrar. Es una zona donde se entremezcla lo religioso con lo turístico. El barrio está en la orilla oeste del río Sumida, y para llegar allí basta con tomar el metro e ir a la estación de Asakusa (Estación G19).



Nada mas salir de la estación, si vamos hacia el oeste llegamos a la puerta de Kaminari-mo. Es una puerta de madera de la que pende un farolillo gigante de papel, al pasar la puerta empieza la calle Nakamise, que nos lleva hacia el templo Senso-ji. Esta calle está repleta de pequeñas tiendas que venden todo tipo de souvenirs, y productos típicos de Tokio. Aquí podemos comprar Abanicos, Kimonos, farolillos de papel, figuras japonesas, todo tipo comidas típicas,…
Puerta de Kaminari-mo